Crónica: Niños Mutantes

abril 13, 2008

Niños Mutantes volvían a Zaragoza después de siete largos años desde su último concierto en la capital maña. Tras el concierto, lo primero que a uno le viene a la cabeza son dos conclusiones. Una: Niños Mutantes es uno de esos grupos que no son tan valorados como deberían. La Casa del Loco, una sala de aforo medio, se quedó grande, y sólo unos pocos seguidores del grupo granadino acudieron al evento. Los Niños Mutantes están en primera línea en cuanto a grupos de rock nacionales, pero por algún motivo no llenan las salas como sí lo hacen La Habitación Roja, Lori Meyers o Los Planetas. Eso sí, los fans que tienen son fieles, y en las primeras filas se veía gente realmente entregada. Ah, casi me olvido de la segunda conclusión: Niños Mutantes son muy grandes en directo.

Analizando ya el concierto. Los andaluces, que ya superan los diez años de “vida”, están de gira para presentar su cuarto LP (Todo es el momento). Ya habían pasado seis años desde su tercer disco de estudio, aunque en ese período no han estado parados, y han editado varios singles (recopilados en un disco), y un disco de versiones.

El concierto arrancaba con dos temas nuevos, que han dejado claro que la banda sigue en su línea de siempre, guitarras contundentes y la voz de Juan Alberto como principal protagonista. Tras ellas, posiblemente la mejor canción del grupo: Katherine. Y a partir de ahí, uno a uno fueron cayendo varios temas, tanto del disco nuevo (tocaron todas menos dos), como clásicos de discos anteriores (Florecer, Elévame, Veneno-polen, Itaca, Globo…). Una de las más coreadas, la versión de Raphael, Como yo te amo. Para terminar, un bis de dos canciones, aunque estaban previstas cinco, pero la sala no quiso dar más tiempo a los granadinos para alargar el concierto.

Un gran concierto, lleno de intensidad (en parte por el volumen quizás demasiado alto del sonido).

Esperemos que Niños Mutantes vuelvan a Zaragoza, si es posible, antes de que pasen otros siete años.

Crónica: Niños Mutantes, en Zaragoza. 11 de abril de 2008. Por Joaquín Bastarós.

www.musicapolar.com

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: